Desayunar chocolate ayuda a perder peso


Un grupo de científicos de la Universidad de Tel Aviv demostró que comer cosas dulces, incluído el chocolate, en el desayuno puede ayudar a perder peso.

Aunque, la clave está en hacerlo solamente por la mañana, ya que es el único momento en que el metabolismo corporal se encuentra más activo y es capaz de quemar esas calorías extra. Para los investigadores, agregar postres al desayuno evita los antojos el resto del día.

El experimento se llevó a cabo a lo largo de varias semanas con 200 personas obesas adultas, hombres y mujeres, que debían someterse a dieta. Los científicos comprobaron que los que incorporaban galletas o chocolate a su primera comida del día, adelgazaban más y mantenían por más tiempo la pérdida de peso.

Mientras la mitad del grupo ingería una dieta baja en carbohidratos con un desayuno de solo 300 calorías, la otra mitad de los participantes desayunaba un total de 600 calorías, con alimentos ricos en proteínas y carbohidratos, incluyendo chocolate. Aunque al principio todos perdían el mismo peso, a la larga (en 32 semanas) el segundo grupo perdió una media de 18 kilos más.

Por qué

El desayuno es la comida que más eficientemente controla los niveles de grelina, la hormona responsable del hambre voraz.

Por eso, los que desayunan chocolate se sienten más saciados y menos ansiosos a lo largo del día. Y eso ayuda a evitar el picoteo.

Además, los investigadores israelíes subrayan que eliminar por completo los dulces aumenta incluso los deseos de ingerir esos alimentos.